NULIDAD MATRIMONIAL ECLESIASTICA

Existen otras formas de disolución de un matrimonio. Además de las ya conocidas, civilmente hablando, el Derecho ofrece otras posibilidades, como es el Derecho Canónico, si bien en este caso, es importante decir que la disolución canónica ha de ir necesariamente acompañada de la disolución del matrimonio civil. Sin embargo, podemos disolver el vínculo matrimonial constituido civilmente sin necesidad de que se produzca la disolución canónica. De hecho, a diferencia del matrimonio civil, donde no es necesario acreditar motivo alguno, más allá del requisito temporal de tres meses de duración desde que se contrajo el mismo, canónicamente hablando, si es necesario que se acrediten determinadas circunstancias o requisitos para que el matrimonio pueda ser declarado nulo.

Os dejo una Sentencia, bastante reciente, de Nulidad Matrimonial para que podáis ver un ejemplo de Disolución Canónica del Matrimonio. En este caso se planteaba la Nulidad Matrimonial Eclesiástica por 3 capítulos (uno principal y dos secundarios):

  1. Nulidad del matrimonio por SIMULACION PARCIAL DE LA PROLE (exclusión de la prole), ex canon 1101.2 del Código de Derecho Canónico.
  2. Nulidad del matrimonio por FALTA DE VERDADERO CONSENTIMIENTO POR GRAVE DEFECTO DE DISCRECION DE JUICIO, ex canon 1095.2 del Código de Derecho Canónico.
  3. Nulidad del matrimonio por FALTA DE CONSENTIMIENTO POR INCAPACIDAD, por causas psíquicas, para asumir y cumplir con las obligaciones esenciales del matrimonio canónico, ex canon 1095.3 del Código de Derecho Canónico.

Enlace: Sentencia del Tribunal Eclesiástico Diócesis de Vitoria, de fecha 04 de abril de 2017

Enlace: Código de Derecho Canónico

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *